¿Está asegurado?

Cuando solicita su Seguro de Incapacidad del Seguro Social (SSDI), el Seguro Social realiza dos pruebas para examinar su historial de trabajo. Si aprueba ambas pruebas, está asegurado por el programa. Si no aprueba ninguna de estas pruebas, no está asegurado y no califica para SSDI, incluso si tiene una discapacidad.

Si está asegurado y el Seguro Social dice además que tiene una discapacidad, podría calificar para beneficios del SSDI. El monto que reciba cada mes dependerá de su historial de trabajo.

Observación acerca de CDB para adultos cuya discapacidad comenzó antes de cumplir 22 años:

Si es usted un adulto y tiene una discapacidad que comenzó antes de que cumpliera 22 años, podría recibir un beneficio del Seguro Social llamado Beneficios por Discapacidad en la Niñez (CDB), incluso si no ha trabajado.

A fin de calificar para CDB, uno de sus padres debe:

  • Recibir beneficios de SSDI o de jubilación del Seguro Social, o
  • Haber fallecido y trabajado el tiempo suficiente para calificarle a usted para CDB.

En el caso de CDB, debe tener 18 años de edad o más y tener una discapacidad. El Seguro Social realiza la misma determinación de discapacidad para CDB que para el SSDI. Al igual que con el SSDI, la cobertura médica de Medicare comienza dos años después de que comience a recibir beneficios por CDB.

Obtenga más información sobre CDB.

El sitio web del Seguro Social puede ayudarle a ver si está asegurado

Usted puede verificar sus ganancias para el Seguro Social e información sobre beneficios en línea. Sus declaraciones en línea indican si calificará para SSDI si queda discapacitado y cuánto podría recibir en beneficios. Además, puede asegurarse de que sus ganancias se hayan registrado correctamente en sus expedientes del Seguro Social.

Prueba de historial de trabajo 1: ¿Ha trabajado recientemente?

Esto también se denomina prueba de trabajo reciente. Debe haber trabajado lo suficiente durante los últimos años y pagado impuestos del Seguro Social para aprobar esta prueba. Así funciona:

Prueba 1: ¿Ha trabajado recientemente?

Edad en que
comenzó su discapacidad

Por lo general debe haber trabajado:

Antes de los 24 años de edad

1.5 años en los últimos tres años.

24 a 30 años de edad

La mitad del tiempo desde que cumplió 21.
Ejemplo: A los 27 años de edad, deberá haber trabajado tres de los seis años desde que cumplió 21.

31 años o más

Cinco años en los últimos diez años

Si no aprobó la Prueba de trabajo reciente, no está asegurado y no califica para beneficios de SSDI.

Prueba de historial de trabajo 2: ¿Cuánto tiempo ha trabajado?

Esto también se denomina Prueba de duración del trabajo. Debe haber trabajado y pagado impuestos del Seguro Social durante una cierta cantidad de años durante toda su vida para aprobar esta prueba. Así funciona:

Prueba 2: ¿Cuánto tiempo ha trabajado?

Edad en que
comenzó su discapacidad

Durante su vida,
por lo general debe haber trabajado al menos:

Antes de los 43 años de edad

Igual que con la prueba de trabajo reciente
(1.5 a 5 años, dependiendo de su edad)

44 años de edad

5.5 años

46 años de edad

6 años

48 años de edad

6.5 años

50 años de edad

7 años

52 años de edad

7.5 años

54 años de edad

8 años

56 años de edad

8.5 años

58 años de edad

9 años

60 años de edad

9.5 años

Observación: Si ha trabajado en otro país, el Seguro Social podría contar esos años de trabajo. Obtenga más información sobre los beneficios de “totalización”.

Observación: Si ha prestado servicio militar, la forma de contar su trabajo depende de cuándo haya prestado el servicio. Obtenga más información sobre el servicio militar y el Seguro Social.

Si no aprobó la Prueba de duración del trabajo, no está asegurado y no califica para el beneficio de SSDI.

Si aprobó ambas pruebas de trabajo y tiene una discapacidad, podría calificar para el beneficio de SSDI.

Créditos de trabajo

El Seguro Social no cuenta como tal el número de años que haya trabajado, sino el número de créditos de trabajo que tiene. Por año de trabajo, el Seguro Social le da hasta cuatro créditos de trabajo en base a los impuestos del Seguro Social que haya pagado. (Los impuestos del Seguro Social suelen deducirse automáticamente de los cheques de nómina, a menos que usted trabaje por cuenta propia.) Así, si tiene 31 años o más, tiene que haber ganado 20 créditos de trabajo (trabajado cinco años) en los últimos diez años. Las tablas aquí se han simplificado para mostrarle cuántos años debe haber trabajado por lo general.