Elegibilidad de las personas jóvenes para recibir beneficios de

La elegibilidad para recibir beneficios del programa Seguridad de Ingreso Suplementario (SSI)

El programa SSI (Supplemental Security Income) envía un cheque mensual a las personas discapacitadas o ciegas que tienen ingresos bajos. Para obtener beneficios de SSI, es necesario cumplir ciertas reglas. Algunas de las reglas no cambián según su edad. Por ejemplo:

Sin embargo, otras reglas cambian mucho con la edad. Los mayores cambios se basan en:

  • La manera en que SSI decide si usted tiene o no tiene una discapacidad
  • Las personas cuyos ingresos y recursos se toman en cuenta cuando SSI decide si sus ingresos y el valor de sus recursos son suficientemente bajos para permitir que reciba beneficios.

Cómo solicitar beneficios de SSI

Usted puede solicitar beneficios de SSI en la oficina del Seguro Social en su comunidad, o bien, llamando por teléfono al 1-800-772-1213 o al 1-800-325-0778 (TTY). Para obtener más información sobre la manera de presentar su solicitud, hable con un/a consultor/a de incentivos de trabajo.

Si el programa SSI acepta su solicitud de beneficios, usted será automáticamente elegible para recibir la cobertura del Sistema de Control de los Costos de Atención Médica de Arizona (AHCCCS).

Detalles de la elegibilidad

Nuestra descripción de la elegibilidad para recibir beneficios de SSI se divide en cuatro partes. Haga clic en el título de la sección que le interesa leer:

Beneficios de SSI para las personas menores de 18 años de edad

Si usted todavía no cumplió 18 años, el programa SSI considera que es menor de edad y que tiene una discapacidad si:

  • Tiene un impedimento físico o mental, o si tiene una combinación de impedimentos
  • Sus impedimentos causan limitaciones severas en su vida diaria y
  • Su condición ha durado, o se supone que durará, por lo menos 12 meses.

No todas las personas que tengan una discapacidad recibe beneficios automáticamente. Es necesario también que usted no tenga otra manera de cubrir sus gastos básicos, como, por ejemplo, la comida, el alquiler y los servicios públicos. Si usted tiene menos de 18 años de edad, SSI decidirá si necesita ayuda o no, examinando la cantidad de dinero que usted y sus padres ganan, y los recursos que usted y sus padres tienen, inclusive sus cuentas bancarias, acciones, bienes raíces y pólizas de seguro.

Observación: Usted puede abrir una cuenta ABLE, en la que, con el tiempo, puede llegar a ahorrar hasta $100,000 en recursos, sin que se cuenten para la SSI. Obtenga más información sobre las cuentas ABLE.

La atribución de ingresos y recursos de la madre o el padre como ingresos de su hijo o hija (Parent-to-Child Deeming)

Cuando usted tiene menos de 18 años de edad SSI toma en cuenta tanto sus ingresos y recursos como los ingresos y recursos de su madre y/o padre porque se supone que ellos pagan sus gastos básicos. A esto se le llama la atribución de ingresos y recursos de la madre o el padre como ingresos de su hijo o hija.

Por ejemplo, el programa SSI podría examinar los ingresos de su madre y padre y decidir reducir sus beneficios en $200 basándose en la atribución de ingresos y recursos de su madre o padre como ingresos suyos. En vez de darle un cheque por $771, le darían un cheque por $571.

Si usted o sus padres gana(n) demasiado dinero o tiene(n) recursos con un valor demasiado alto, usted no recibirá beneficios de SSI. Los límites exactos dependerán del número de personas en su familia. En la parte inferior de la página en la Web del Seguro Social sobre los beneficios de SSI para menores, hay una tabla completa de los límites de ingresos para familias con un/a menor discapacitado/a.

Beneficiarios representantes

Los beneficios de casi todas las personas menores de 18 de edad se envían a su madre, padre o guardián legal. Esta persona se consideran beneficiarios representantes. De vez en cuando, se permite que personas de 16 años de edad o mayores sean sus propios beneficiarios, pero solamente si cumplen criterios rigurosos y comprueben su capacidad para manejar sus propias finanzas.

Si usted es menor de edad, vive con su madre o padre y recibe manutención, el programa SSI toma en cuenta como ingresos suyos dos tercios de la manutención que usted recibe.

Ejemplo

Su madre o padre recibe $300 cada mes como manutención de menores. El programa SSI toma en cuenta dos tercios de ese monto y reduce en $200 su cheque de SSI.

A veces, la manutención de menores se recibe como alimentos o alojamiento en vez de un cheque. En ese caso, el programa SSI calcula el valor monetario de ese apoyo y toma en cuenta como ingresos dos tercios de ese valor. En el caso de recibir manutención en la forma de alimentos o alojamiento, su cheque de beneficio podría reducirse en $257.00 como máximo.

Beneficios de SSI para quienes cumplirán pronto 18 años de edad

Si recibe SSI y cumple 18 años de edad, el mayor cambio en las reglas de elegibilidad para recibir beneficios de SSI consiste en que el programa le considera adulto y ya no le considera menor. Así, cuando el programa decide si tiene una discapacidad, utiliza su definición de discapacidad para adultos, no su definición para menores. La definición del término aplicado a los adultos enfoca su capacidad para trabajar y no en sus limitaciones físicas o mentales. Esto significa que algunas personas dejan de recibir beneficios de SSI cuando cumplen 18 años.

A fin de verificar si su discapacidad cumple con los criterios para adultos, durante el primer año después de cumplir 18, la SSI lleva a cabo una revisión llamada redeterminación de la SSI a los 18 años. SSI decidirá que usted tiene una discapacidad si:

  • Tiene un impedimento físico o mental, o una serie de impedimentos
  • Sus impedimentos limitan su capacidad para trabajar, y
  • Su afección ha durado o se espera que dure al menos 12 meses.

La SSI también podría fijarse en sus expedientes laborales y académicos a fin de determinar si puede trabajar, e incluso podría comunicarse con sus maestros, consejeros o empleadores.

La determinación de discapacidad y el trabajo a los 18 años

Si usted recibía beneficios de la SSI antes de cumplir 18 y ahora se encuentra cumpliendo con la redeterminación de la SSI a los 18 años, el Seguro Social podría decidir que usted tiene una discapacidad, incluso si no está trabajando, independientemente de cuánto gane.

Si el programa SSI decide que usted no tiene una discapacidad porque no cumple la definición del término “discapacidad” aplicada a los adultos, no podrá seguir recibiendo beneficios de SSI. El programa SSI seguirá enviándole cheques por dos meses, pero sus beneficios terminarán entonces. En esta situación, si usted quiere seguir recibiendo beneficios de SSI, tiene dos opciones:

  1. Puede apelar. Cuando SSI le envía la carta notificándole que sus beneficios van a terminar, después de recibirla usted tiene un plazo de 10 días para apelar. Durante el proceso de apelar, puede pedir que el programa SSI continúe enviándole sus beneficios hasta tomar una decisión final. Para obtener más información, haga clic aquí o lea el artículo de DB101 sobre SSI.
  2. Si usted está participando en un programa de apoyo en su empleo, como, por ejemplo, el programa de Rehabilitación Vocacional, un Programa Educativo Individual, un plan PASS o en cualquier programa aprobado por SSI que le ayude a conseguir un buen empleo en el futuro, puede solicitar la continuación de sus beneficios mediante una regla especial denominada la Sección 301.

Si el programa SSI determina que usted cumple con la definición del término “discapacidad” aplicada a los adultos y que continuará recibiendo beneficios después de cumplir 18 años de edad, los factores mencionados podrán afectar el monto que recibe cada mes:

  • La atribución de ingresos y recursos de su madre o padre como ingresos suyos termina. Esto significa que el programa SSI ya no tomará en cuenta los ingresos y recursos de su madre y/o padre al determinar su elegibilidad para recibir beneficios. Esto podría ayudarle a recibir beneficios más altos que los que recibía antes de cumplir 18 años.
  • Si usted o su familia recibe(n) manutención de menores para cubrir sus gastos básicos, el programa SSI tomará en cuenta como ingresos el monto completo. Esto posiblemente causará una reducción en sus beneficios.
  • Su situación doméstica: Si usted vive a solas, o si paga su parte justa de los gastos que comparte con sus compañeros, es posible que el monto de sus beneficios sea mayor de lo que sería si viviera con otras personas que le ayudaran a pagar los alimentos y el alojamiento.
  • Ayuda y manutención no monetarias: Si otra persona le ayuda a pagar su comida o alquiler, es posible que el monto de sus beneficios se reduzca en hasta un tercio ($257.00). Esto se conoce como la reducción en un tercio del valor (VTR).

Si usted tiene preguntas relacionadas con este tema, hable con un/a consultor/a de incentivos de trabajo.

Beneficios de SSI para las personas de 18 años de edad o más

Si usted tiene 18 años de edad o más, el programa SSI considera que es una persona adulta y que tiene una discapacidad si:

  • Tiene un impedimento físico o mental, o si tiene una combinación de impedimentos
  • Sus impedimentos limitan su capacidad para trabajar e impiden que gane el monto especificado para un trabajo substancial y lucrativo ($1,220 por mes si no es persona ciega), y
  • Su condición ha durado, o se supone que durará, por lo menos 12 meses.

Aclaración: Si es persona ciega, podría ganar más de $1,220 al mes.

Al cumplir 18 años de edad

Algunas personas que reciben beneficios de SSI antes de cumplir 18 de edad los pierden cuando llegan a ese edad porque no cumplen la definición del término “discapacidad” para adultos. Otras personas que no tenían derecho a recibir beneficios de SSI antes de cumplir 18 de edad debido a la atribución de ingresos y recursos de su madre o padre como ingresos suyos posiblemente tendrán derecho entonces a recibirlos.

No todo el mundo que cumple con la definición del término “discapacidad” aplicado a los adultos recibe beneficios automáticamente. Es necesario que usted no tenga otra manera de pagar sus gastos básicos, como, por ejemplo, comida, alquiler y transporte. Si usted ya cumplió 18 años de edad, el programa SSI decide si necesita ayuda o no mediante un examen de sus ingresos y del valor de los recursos que tenga, inclusive sus cuentas bancarias, acciones, bienes raíces y pólizas de seguro.

En ciertos casos, el programa SSI no reducirá sus beneficios porque usted está trabajando o ahorrando dinero. Lea la información sobre esos casos en la sección de este artículo titulado Los incentivos que le ayudarán a cursar estudios, trabajar y ahorrar dinero.

Lleve un registro de sus gastos de trabajo

Si trabaja, es posible que tenga que gastar dinero en cosas como transporte, gastos médicos o modificaciones para poder realizar su trabajo. Si usted tiene una discapacidad, la SSI podría considerar algunos de sus gastos como gastos de trabajo relacionados con la discapacidad (IRWE) y es posible que no cuenten el dinero que invierte en estos como ingreso. Si usted es ciego, las reglas son un poco distintas y los gastos se denominan gastos de trabajo de personas ciegas (BWE). Procure guardar todos los recibos de los gastos que usted piensa califican como IRWE o BWE.

A fin de cuentas: Si usted tiene gastos IRWE o BWE, podría calificar para SSI, incluso si piensa que su ingreso es demasiado alto para calificar. O bien, podría ser que obtenga beneficios de SSI más altos de los recibiría de otro modo.

Incentivos que le ayudarán a cursar estudios, trabajar y ahorrar dinero

El programa SSI, al igual que muchos otros programas de beneficios del gobierno, aplica límites estrictos a los ingresos y ahorros que le permiten tener. Si usted excede estos límites, ya no recibirá beneficios. El problema es que, a veces, la gente decide no trabajar y ahorrar debido a estos límites.

Cuando el gobierno se dió cuenta de que la gente no trabajaba, ahorraba y vivía mejor debido a estos límites, creó programas como la Exclusión de Ingreso Devengado para Estudiantes (SEIE), los Planes para Lograr la Autosuficiencia (PASS), las Cuentas de Desarrollo Individual (IDA), y cuentas ABLE las cuales le ayudarán a ganar y ahorrar dinero sin perder sus beneficios.

La Exclusión de Ingreso Devengado para Estudiantes (Student Earned Income Exclusion - SEIE)

Generalmente, si usted gana demasiado dinero, sus beneficios de SSI se reducirán o terminarán totalmente. Sin embargo, existen algunas excepciones a esta regla, a las cuales el programa SSI llama exclusiones.

Una de esas exclusiones es la Exclusión de Ingreso Devengado para Estudiantes (Student Earned Income Exclusion - SEIE). Esta exclusión permite que los estudiantes ganen hasta $1,870 por mes y hasta $7,550 por año sin que esas ganancias se tomen en cuenta como parte de sus ingresos contables.

Para tener derecho a recibir la exclusión SEIE, usted debe tener menos de 22 años de edad, y estar trabajando y asistiendo a clases en forma regular. En términos generales, esto significa que usted debe asistir a clases durante más de:

  • 8 horas por semana en el caso de estudiantes en una institución de educación superior
  • 12 horas por semana en el caso de estudiantes de los grados 7 a 12
  • 12 a 15 horas por semana en el caso de un curso de capacitación para el empleo.
Ejemplo

Usted gana $1,050 por mes en un empleo de verano. Durante el año escolar, gana también $350 por mes en un empleo de estudio y trabajo. Como el dinero que usted gana no excede el límite mensual y anual para la exclusión SEIE, sus beneficios de SSI no se reducirán.

Si usted abandona sus estudios, ya no recibirá la exclusión SEIE y sus beneficios serán menores que los que habría recibido si hubiera continuado su educación. ¡Siga estudiando! Gracias a la exclusión SEIE, recibirá más dinero; y cuando se gradúe, podrá conseguir un empleo con un sueldo mejor ¡gracias a su título escolar!

El Plan para Lograr la Autosuficiencia (Plan to Achieve Self-Support - PASS)

Generalmente, si usted tiene demasiados recursos o ingresos, dejará de ser elegible para recibir beneficios de SSI. La creación de un plan PASS es una manera de ahorrar dinero que no se tomará en cuenta para causar una reducción o la terminación de su elegibilidad para recibir beneficios de SSI.

Para establecer un plan PASS, usted debe ser elegible para recibir beneficios de SSI, tener una meta de trabajo específico y tener la obligación de pagar ciertos gastos para alcanzar su meta de trabajo. Debe comprobar también que le quedarán ingresos suficientes para pagar sus gastos básicos después de haber creado su plan PASS.

Hay dos ventajas importantes para quienes tienen su plan PASS:

  • Usted puede utilizar sus ingresos no ganados para ahorrar dinero, lo cual significa que puede empezar a ahorrar dinero aunque todavía no tiene empleo.
  • El programa SSI no toma en cuenta como ingresos o recursos el dinero que usted deposita en una cuenta de su plan PASS. Por lo tanto, usted puede ganar y ahorrar más dinero mediante su plan PASS sin reducir sus beneficios de SSI.

Hay una restricción: El dinero que usted ahorra con un plan PASS debe utilizarse para cubrir gastos relacionados con el trabajo. Sin embargo, esos gastos pueden incluir cosas como dinero para pagar la escuela, el transporte, y los libros y servicios.

Para obtener más información, lea el articulo sobre los planes PASS o comuníquese con un Grupo de Especialistas en planes PASS.